Follow by Email

sábado, 3 de marzo de 2012

Si supierais las veces que me he caido,
y que gracias a vosotros no he llegado a tocar el suelo.
Si pudierais comprender tambien las veces que os he añorado,
que os he recordado y no os he tenido..., pero que igualmente
os he querido y os quiero, amig@s mí@s.
Mundos tan iguales y a la vez tan distintos.
Ritmo de corazones latiendo al mismo ritmo, 
y ritmo de vida tan distintos...
Me siento en paz, relajada, sin mirar las manillas del reloj más que para ver si funcionan...
mientras que allí...al otro lado...cada minuto cuenta como el último de tu vida...